El PP gana, pero la remontada de la izquierda podría reeditar el Gobierno de coalición

El PP ha ganado las elecciones generales con 136 escaños, pero no logra sumar con Vox. El bloque de la izquierda resiste el envite de la derecha y podría reeditar el Gobierno de coalición, aunque en unas negociaciones que se alumbran complicadas.

El 23J se presenta endiablado. Alberto Núñez-Feijóo se alza como vencedor del 23J con el 32,81% del voto, pero no tendría opciones de llegar a la Moncloa. El retroceso del «tsunami azul» que vaticinaban las encuestas desde la convocatoria electoral hasta el domingo, y el hundimiento de Vox hasta los 33 escaños, entierran las altas expectativas que manejaban la última semana desde Génova 13.

Una amarga e insuficiente victoria del PP que queda ensombrecida ante la euforia de la dirección socialista, que consigue 122 diputados, 2 más que en 2019, con más de 7.500.000 votos (31,81% del voto). Pedro Sánchez podría mantener el gobierno con los 31 escaños de Sumar, que se mantiene como cuarta fuerza política con 2.906.000 votos; con los que Yolanda Díaz resitúa a Unidas Podemos, integrado en el nuevo espacio político. Además, deberá incluir al PNV, que pierde la hegemonía en País Vasco y un escaño, pero que se decantaría hacia reeditar la mayoría de la moción censura, teniendo en cuenta la inminente celebración de elecciones vascas y el acuerdo firme de gobierno con el PSE-EE. El BNG repite su asiento en el Congreso de los Diputados consiguiendo 148.015 votos y el 0,61%.

EH Bildu también ha hecho sus cálculos y ha asegurado que «no serán equidistantes» y que con sus 6 diputados, uno más que el PNV, habrá un gobierno progresista. Mensaje de campaña que puede mover a su socio ERC, con el que se presentan en coalición en el Senado. Los siete escaños de ERC, que concentra la victoria arrasadora del PSC y pierde 6 asientos, volverían a ser decisivos para mantener a Sánchez en Moncloa, pero con un mayor valor, ya que solo valdría su ‘sí’ y no la abstención de 2019.

El escaño de UPN y el de Coalición Canaria se mantendrían el ‘no’, por lo que comenzando las predicciones de las difíciles negociaciones, Pedro Sánchez saldría investido como presidente del Gobierno en segunda votación con mayoría simple necesitando para ello más ‘síes’ que ‘noes’. Gobierno progresista o elecciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba